23 El sabio de corazón controla su boca;con sus labios promueve el saber.