8 Aleja de mí la falsedad y la mentira;no me des pobreza ni riquezassino solo el pan de cada día.