28 Me hiciste notorios los caminos de la vida; me llenarĂ¡s de gozo con tu presencia.