27 Esto dice el Señor
:
«La tierra entera será arrasada,
pero no la destruiré por completo.