24 Cuando Noé despertó de su embriaguez, y supo lo que su hijo menor le había hecho,