19 El me ha arrojado al lodo, y soy como el polvo y la ceniza.