8 Asimismo echaron suertes guarda contra guarda, el chico con el grande, el sabio con el discípulo