3 Y el rey les dijo: He soñado un sueño, y mi espíritu se ha quebrantado por saber el sueño