22 ¿Qué hay pues? En todo caso es necesario que la multitud se junte, porque oirán que has venido