30 Pablo empero, se quedó dos años enteros en su casa de alquiler, y recibía a todos los que a él venían