40 El discípulo no es sobre su maestro; mas cualquiera que fuere como el maestro, será perfecto