23 Entonces andarás por tu camino confiadamente, y tu pie no tropezará