6 ni de pestilencia que ande en oscuridad, ni de mortandad que destruya al mediodía