26 Y el significado de las palabras es el siguiente:
significa “contado”: Dios ha contado los días de su reinado y le ha puesto fin.