11 »Sin embargo, ¡ese es el momento cuando debes tener mucho cuidado! En tu abundancia, ten cuidado de no olvidar al Señor
tu Dios al desobedecer los mandatos, las ordenanzas y los decretos que te entrego hoy.