15 Sara tuvo miedo, por eso lo negó:
—Yo no me reí.
Pero el Señor
dijo:
—No es cierto, sí te reíste.