17 Pues el Señor
está a punto de arrojarte lejos, hombre poderoso.
Te agarrará,