5 Meditaré
en la gloria y la majestad de tu esplendor,
y en tus maravillosos milagros.