15 Para nada cuenta estar o no estar circuncidados; lo que importa es ser parte de una nueva creación.