26 No volverán a tomar de ti piedra angular,ni piedra de cimiento,porque para siempre quedarás desolada—afirma el SEÑOR—.