24 Y dijo: De cierto os digo, que ningĂșn profeta es acepto en su tierra.