30 He aquí, El extiende su relámpago en derredor suyo, y cubre los abismos del mar.