8 Entonces dice a sus siervos: Las bodas a la verdad están preparadas, mas los que eran llamados no eran dignos