20 Plata escogida es la lengua del justo; mas el entendimiento {Heb. corazón} de los impíos vale poco