4 mas su fin es amargo como el ajenjo, agudo como espada de dos filos