25 Cuando se levanta, los poderosos tienen miedo;
el terror se apodera de ellos.