6 Los discípulos estaban aterrados y cayeron rostro en tierra.