11 Señor
, no me prives de tus tiernas misericordias;
que tu amor inagotable y tu fidelidad siempre me protejan.