4 Que proclamen los que temen al SEÑOR:«Su gran amor perdura para siempre».