6 Mas los de Belial serĂ¡n todos ellos como espinas arrancadas, Las cuales nadie toma con la mano;