3 Con los pies serĂ¡ hollada la corona de soberbia de los borrachos de Ephraim;