4 Para las obras humanas, por la palabra de tus labios Yo me he guardado de las vĂ­as del destructor.