10 Entonces se lo llevarás a tu padre, que comerá, para que te bendiga antes de su muerte.