6 Porque nunca será sacudido; para siempre será recordado el justo.